Inicio | Contacto

La Calidad Total


 LAS HERRAMIENTAS PARA LA MEJORA DE LA CALIDAD

 Diagrama Causa-Efecto

 Concepto

El diagrama causa-efecto es una forma de organizar y representar las diferentes teorías propuestas sobre las causas de un problema. Se conoce también como diagrama de Ishikawa o diagrama de espina de pescado y se utiliza en las fases de Diagnóstico y Solución de la causa.

 Cómo interpretar un diagrama de causa-efecto


El diagrama causa-efecto es un vehículo para ordenar, de forma muy concentrada, todas las causas que supuestamente pueden contribuir a un determinado efecto. Nos permite, por tanto, lograr un conocimiento común de un problema complejo, sin ser nunca sustitutivo de los datos. Es importante ser conscientes de que los diagramas de causa-efecto presentan y organizan teorías. Sólo cuando estas teorías son contrastadas con datos podemos probar las causas de los fenómenos observables. Errores comunes son construir el diagrama antes de analizar globalmente los síntomas, limitar las teorías propuestas enmascarando involuntariamente la causa raíz, o cometer errores tanto en la relación causal como en el orden de las teorías, suponiendo un gasto de tiempo importante.

 Cómo elaborar un diagrama de causa-efecto

  1. Definir claramente el efecto o síntoma cuyas causas han de identificarse.
  2. Encuadrar el efecto a la derecha y dibujar una línea gruesa central apuntándole.
  3. Usar Brainstorming o un enfoque racional para identificar las posibles causas.
  4. Distribuir y unir las causas principales a la recta central mediante líneas de 70º.
  5. Añadir subcausas a las causas principales a lo largo de las líneas inclinadas.
  6. Descender de nivel hasta llegar a las causas raíz (fuente original del problema).
  7. Comprobar la validez lógica de la cadena causal.
  8. Comprobación de integridad: ramas principales con, ostensiblemente, más o menos causas que las demás o con menor detalle.